Suplemento Cultural

Contenido

De mi cosecha

De mi cosecha

Místicos y Maestros Zen

Ensayos sobre misticismo oriental y occidental

Thomas Merton

Selección de A. Sahagún

Conclusiones


El resultado [del confucianismo] fue que sólo en China, entre las civilizaciones avanzadas del
mundo, la ley de la naturaleza no fue una abstracción filosófica sino una fuerza vital que tuvo
atractivo religioso para el corazón y la conciencia del pueblo… En este sentido, la civilización china
parece haber resuelto ciertos problemas fundamentales de orden social y moral, con mayores
logros que cualquier otra cultura conocida.
+++

Por cierto, la China Roja, en sus esfuerzos por crear un nuevo pensamiento junto con una nueva
sociedad, reaccionó enfáticamente contra todos los elementos sociales tradicionales del
confucianismo que están asociados con la China antigua; en especial, su ritual y su tradición
sagrada, y sobre todo su énfasis en las relaciones básicas y la familia. Se sabe que Mao Tsé-tung
detesta a Confucio.

+++

El futuro del confucianismo se sitúa quizá fuera de China, en su impacto futuro sobre Occidente.
Por cierto, aguardamos con esperanza no una era de eclecticismo y sincretismo, sino una era de
comprensión y adaptación que permita sintetizar y utilizar todo lo que hay de bueno y de noble en
todas las tradiciones del pasado. Si el mundo debe sobrevivir y si la civilización debe soportar y
hasta resistir su crisis actual, para recuperar su dimensión de “sabiduría”, debemos anhelar una
nueva cultura mundial que tome en cuenta todas las filosofías civilizadas.

+++

Así como los monjes de la Edad Media y los escolásticos del siglo XIII preservaron las tradiciones
de Grecia y de Roma, y adaptaron lo que descubrieron en la filosofía y la ciencia árabes, así
nosotros también tenemos al frente una inmensa obra por realizar.

+++

Es hora de que comencemos a sumir algo de nuestra responsabilidad. Los eruditos jesuitas ya
señalaron el camino contribuyendo con numerosas y excelentes traducciones de los textos
orientales. Los benedictinos no pueden tener dificultad alguna para comprender y admirar la
tradición de Kung Tsé, que posee tantos elementes en común con la tradición y el espíritu de san
Benito.


FRANCISCO VELARDE, QUÉMALOS CALOR

EVERILDO GONZÁLEZ ÁLVAREZ

Este calor está haciendo estragos, considero que jamás en términos generales, se había sentido tanto calor en toda la república mexicana, es raro que por ejemplo en la población mas alta de todo México se tengan temperaturas de arriba de 35 grados, me refiero a Real del Monte en el estado de Hidalgo, siempre se caracterizó por dos cosas principalmente, por ser la mas alta y por tener el mayor número de cantinas proporcionalmente de acuerdo al número de habitantes. Es una población que está cerca de Pachuca, llega uno a esta ciudad y ahí se toma la carretera que sube y sube, después del Real del Monte hay lugares turísticos muy bonitos. Fue un pueblo eminentemente minero y, tal vez por eso, la abundancia de cantinas, además, las temperaturas siempre eran bajas.

Otra población que se encuentra a un nivel alto, lo es nuestro Patamban y el calor arrecia inmisericorde, cuando no hace muchos años, el clima era más bien frío. Al mediodía, el calor arrecia partes del país alcanzan temperaturas superiores a los 40 grados. En nuestra ciudad el termómetro ha llegado a los 36 grados o mas. Dicen que las altas temperaturas son consecuencia del fenómeno natural conocido como el niño, en años anteriores sus efectos fueron las fuertes lluvias que ocasionaron inundaciones en varias partes del planeta. Hace3 algunos meses, se habló de este fenómeno meteorológico, inclusive se mencionaba que este año, podrían estar presentes la niña y el niño, sin embargo, considero que las altas temperaturas que estamos teniendo, se deben más bien, o son una de las consecuencias del calentamiento global de la atmósfera y que este a la vez tiene su consecuencia, el llamado Cambio Climático. Debemos tener en cuenta que la temperatura del planeta ha aumentado en un grado que es mucho —de acuerdo a los científicos— y la tendencia es a la alza.

El calor es intenso a todas horas del día, no hay de que en la mañana y en la noche hace frío, no. Claro que de4spués de las 12 del día sí la temperatura es más alta.

Ahora que ha hecho tanto calor, me vienen a la mente dos casos curiosos como consecuencia de las altas temperaturas : hace ya una buena cantidad de años allá en la población de Tangancícuaro un señor pasaba diario por las calles con su carrito vendiendo paletas y para atraer a la clientela gritaba “ Quémalos calor para que compren paletas “, en una ocasión a un amigo su mamá no le quiso comprar la paleta y el niño lloró y se emberrinchonó  y que va y se sienta en un hormiguero de esas hormigas que se conocen como chancharras  y al rato ya tenían a mi amigo en una tina  llena de agua quitándole las hormigas ya con piquetes.. Hará cosa de unos 6 años allá en Jacona en la colonia Buenos Aires, por la calle de Puerto Rico, ya he comentado que por allá las calles se convierten en cantinas, pues estaba un borrachito volteando hacia el sol y le gritaba “Haste pá tras que no aguanto el méndigo calor“ y le hacía ademán con la mano.

Bien, la realidad es que la agresión constante del ser humano a la naturaleza, ha dado resultados nefastos para las tres formas de vida que habitamos este planeta—–la vegetal, animal y el ser humano—–al provocar un Cambio Climático no tenido como parte de la vida del planeta y el problema es que poco o nada hacemos para tratar de aminorar sus efectos.

Sí, la realidad es que seguimos contaminando y desperdiciando el agua y con esa tala inmoderada de árboles, con cada vez más vehículos automotores circulando calles, caminos y carreteras, más industrias contaminantes y, en general, haciendo todo aquello que provoca los gases de efecto invernadero.

Pocas, muy pocas son las personas que en forma altruista, trabajan buscando mejorar nuestro medio ambiente, lo hacen en forma constante, insistente y sin contar con apoyo alguno de las autoridades de los tres niveles de gobierno.

Es común escuchar a personas quejándose por el intenso calor, solamente que a nadie se le escucha mencionar el llevar a cabo alguna acción en pro del medio ambiente o de apoyar a grupos ecologistas.

Debemos tener en cuenta que, según los que saben, el cambio climático, está en su etapa inicial. Ojalá pudieran ver el video 6 GRADOS, y podrán darse cuenta lo que puede suceder a medida que la temperatura del planeta vaya aumentando de grado en grado- 

Bueno, pues a los que les gusta el clima caluroso que disfruten el intenso calor y a los que mas bien nos agradan temperaturas bajas aguantémonos no hay de otra.



Poemas de ayer y hoy

Poemas de ayer y hoy

Feliz día del Maestro

La docencia es una de las vocaciones más nobles. Un maestro influye de muchas maneras en nuestras vidas; sus enseñanzas se quedan con nosotros al paso de los años.

Gracias maestro

Delia Arjona
Agradezco a mi maestro,

por sus sabios consejos,

me enseño la libertad,

de tener conocimiento.

Me brindo la confianza,

fue como agua en el desierto,

a mi sed de aprendizaje

a él siempre le agradezco.

Siempre repetía y repetía,

para que firme quede dentro,

su constancia y su aliento,

reforzaron mi intelecto.

¡Muy feliz día a los maestros!

¡Hombres que luchan a diario!

Pelean con la ignorancia,

enseñando abecedarios.

La maestra rural

Gabriela Mistral

La Maestra era pura. “Los suaves hortelanos”,

decía, “de este predio, que es predio de Jesús,

han de conservar puros los ojos y las manos,

guardar claros sus óleos, para dar clara luz”.

La Maestra era pobre. Su reino no es humano.

(Así en el doloroso sembrador de Israel.)

Vestía sayas pardas, no enjoyaba su mano

¡y era todo su espíritu un inmenso joyel!

La Maestra era alegre. ¡Pobre mujer herida!

Su sonrisa fue un modo de llorar con bondad.

Por sobre la sandalia rota y enrojecida,

tal sonrisa, la insigne flor de su santidad.

¡Dulce ser! En su río de mieles, caudaloso,

largamente abrevaba sus tigres el dolor!

Los hierros que le abrieron el pecho generoso

¡más anchas le dejaron las cuencas del amor!

¡Oh, labriego, cuyo hijo de su labio aprendía

el himno y la plegaria, nunca viste el fulgor

del lucero cautivo que en sus carnes ardía:

pasaste sin besar su corazón en flor!

Campesina, ¿recuerdas que alguna vez prendiste

su nombre a un comentario brutal o baladí?

Cien veces la miraste, ninguna vez la viste

¡y en el solar de tu hijo, de ella hay más que de ti!

Pasó por él su fina, su delicada esteva,

abriendo surcos donde alojar perfección.

La albada de virtudes de que lento se nieva

es suya. Campesina, ¿no le pides perdón?

Daba sombra por una selva su encina hendida

el día en que la muerte la convidó a partir.

Pensando en que su madre la esperaba dormida,

a La de Ojos Profundos se dio sin resistir.

Y en su Dios se ha dormido, como en cojín de luna;

almohada de sus sienes, una constelación;

canta el Padre para ella sus canciones de cuna

¡y la paz llueve largo sobre su corazón!

Como un henchido vaso, traía el alma hecha

para volcar aljófares sobre la humanidad;

y era su vida humana la dilatada brecha

que suele abrirse el Padre para echar claridad.

Por eso aún el polvo de sus huesos sustenta

púrpura de rosales de violento llamear.

¡Y el cuidador de tumbas, cómo aroma, me cuenta,

las plantas del que huella sus huesos, al pasar!

Maestros

Evelia Calva Ramírez

Gracias maestros, por hacer de mi estancia en la escuela

No sólo un lugar de exámenes o tareas

Sino un hogar que me cobija y mi éxito anhela

Enseñando a sopesar las mareas.

Sabes llenar los días, lo mismo de amor que de exigencias

Con tu dedicación y entrega, orientas mis inquietudes

Paciente comprendes cada locura  y das sosiego a mis ansias

Eres cómplice en mis juegos, travesuras y vicisitudes.

A ti, que consagraste tu vida a la mía,

A ti, que me diste tu mano, para subir un peldaño,

A ti, que distribuyes tu tiempo para ser mi guía,

A ti, que te esmeras toda tu vida y no sólo un año.

Gracias maestros, por demostrarme en cada momento su vocación,

por sembrar en sus pupilos, firmes ideales, nunca de ocasión,

por enseñarme que una profesión se estudia por convicción.

Decálogo del maestro

Gabriela Mistral

1. AMA. Si no puedes amar mucho, no enseñes a niños.

2. SIMPLIFICA. Saber es simplificar sin quitar esencia.

3. INSISTE. Repite como la naturaleza repite las especies hasta alcanzar la perfección.

4. ENSEÑA con intención de hermosura, porque la hermosura es madre.

5. MAESTRO, se fervoroso. Para encender lámparas basta llevar fuego en el corazón.

6. VIVIFICA tu clase. Cada lección ha de ser viva como un ser.

7. ACUERDATE de que tu oficio no es mercancía sino oficio divino.

8. ACUERDATE. Para dar hay que tener mucho.

9. ANTES de dictar tu lección cotidiana mira a tu corazón y ve si está puro.

10. PIENSA en que Dios se ha puesto a crear el mundo de mañana.

Compartiendo

Encuentro con Yukio Mishima

Encuentro con Yukio Mishima 

María Teresa Morfín

Hace más de un par de décadas me encontré con los libros de Yukio Mishima, que estaban de moda, y leí tres de ellos, pero no me sentí identificada con él. En ese tiempo me pareció frío, sin sentimientos, y sus novelas no me gustaron, y ahora que me he reencontrado con él, no puedo dejar de leerlo. 

En estos años han pasado muchas cosas: Una es que he tenido oportunidad de profundizar en diversos aspectos de la cultura japonesa. Otra, que con el paso de los años mis gustos han cambiado. Pero también he tenido el placer de leer intensamente a varios autores japoneses de gran renombre, como Eiji Yoshikawa, con sus novelas épicas, que son una bienvenida a los lectores interesados en la cultura japonesa, o Yasunari Kawabata, Premio Nobel de Literatura 1968, un narrador exquisito, también Kazuo Ishiguro, Premio Nobel de Literatura 2017, un escritor muy versátil, y Haruki Murakami, que lleva años esperando el Nobel, y escribe en un tono que podría compararse de lejos con el realismo mágico latinoamericano.

El descubrimiento de estos autores me ha dado la convicción de que la literatura contemporánea de Japón se encuentra entre las mejores del mundo, y así decidí regresar a Yukio Mishima, con la idea de empaparme de su obra. La sorpresa fue grandiosa.

Yukio Mishima nació en Tokio el 14 de enero de 1925, y murió en la misma ciudad el 25 de noviembre de 1970. Su nombre de nacimiento era Kimitake Hiraoka. Actualmente se le reconoce como uno de los más grandes escritores de Japón del siglo XX, y sus obras están traducidas a muchos idiomas.

Mishima escribió cuarenta novelas, dieciocho obras de teatro, veinte libros de relatos, y por lo menos veinte libros de ensayo. Entre sus novelas más conocidas están Confesiones de una máscara (1949), El pabellón de oro (1956), El marino que perdió la gracia del mar, entre muchas. En sus obras el autor explora la mente y las relaciones humanas, con una prosa exquisita que nos permite acercarnos a personajes, situaciones y paisajes.

Yukio Mishima fue un crítico tremendo de la occidentalización y la modernización de Japón, al grado que dedicó buena parte de su vida a la militancia política, y en su obra se ve reflejado el rechazo a lo que él consideraba el abandono de los valores japoneses. En 1967 se alistó en las Fuerzas de Autodefensa de Japón y tuvo un entrenamiento básico, entonces, un año después, formó la Tatenokai, una milicia privada compuesta en su mayoría por jóvenes estudiantes patriotas que practicaban artes marciales y disciplinas físicas. Éstos también se entrenaron en las fuerzas de autodefensa, y formaron un grupo muy activo y combativo.

Durante cuatro años Mishima fue preparando su sekuppu, suicidio ritual a la manera clásica, de manera muy cuidadosa, sin que nadie más que sus compañeros más cercanos en la Tatenokai supiera de sus planes. Fue un suicidio colectivo después de no haber sido escuchado en una manifestación pública. Antes puso todos sus asuntos en orden, e incluso dejó dinero para la defensa en el juicio de los tres miembros de la Tatenokai que no murieron. 

Entonces se suicidó junto con varios de sus compañeros, habiendo cumplido con todas las normas y los protocolos, incluyendo su poema de despedida. Hasta ese momento se estaba considerando otorgarle un Premio Nobel de Literatura, sólo que éste galardón sólo se entrega a personajes vivos.

Desde tiempos inmemoriales el suicidio ritual ha sido una tradición en Japón. Muchos hombres y mujeres han realizado el sekuppu por cuestiones de honor, por no haber cumplido con una obligación, por haber perdido una batalla, por una situación dolorosa, o simplemente por haber dado por concluido el tiempo de su vida. En este sentido los japoneses tienen un pensamiento muy distinto del occidental, influenciado por la cultura judeo cristiana. Japón es uno de los países que tienen una tasa más alta de suicidios, que incluyen a estudiantes y trabajadores jóvenes que se encuentran bajo presión.

El suicidio ritual y el suicidio común están muy presentes en la literatura japonesa del siglo XX y XXI.

Pero volvamos a Mishima: El día de su sekuppu el autor había entregado a su editor su última obra, el cuarto volumen de la tetralogía El mar de la fertilidad, una obra en la que Yukio Mishima narra la evolución de Japón desde principios del siglo XX hasta los años 70. Es una pieza narrativa muy interesante que muestra lo que él consideraba la decadencia de su país debido a la occidentalización y a los estragos de la guerra, a través de cuatro historias que en realidad son una sola:

El abogado Shigekuni Honda es el testigo y protagonista de la vida de cuatro jóvenes, de los cuales tres mueren entre los 19 y los 20 años, y que según la creencia de Honda, los tres últimos son reencarnaciones del primero.

En la primera, Nieve de primavera, un Honda de 19 años comparte la vida y las historias de su mejor amigo, Kiyoaki, y su amor por la bella Satoko. Es una narración exquisita que se detiene en las formas de ser y los paisajes de principios del siglo pasado.

En la segunda, Caballos desbocados, un Honda que se encuentra en la treintena tiene un encuentro con Isao, un joven idealista estudiante y campeón de Kendo, que siguiendo la saga de “La liga del viento divino”, una narración inserta en la novela, organiza un complot en 1932 para eliminar a los personajes que según la visión de su grupo “han traicionado al emperador”.

En la tercera, El templo del alba, un Honda ya maduro da cuenta de la historia de una princesa tailandesa, que afirma ser la reencarnación de Kiyoaki e Isao. En el transcurso de la novela Mishima entra en una profunda disertación sobre el budismo y sus diferentes prácticas, y muestra a la sociedad japonesa de la posguerra hasta los años cincuenta.

En su cuarta novela, La corrupción de un ángel, el viejo Honda decide adoptar al joven Toru, con quien vive desde sus dieciséis hasta sus veinte años, y trata de desarrollar en él el mal que Honda encontraba en sí mismo. Es una espléndida narración de lo que fue la vida del Japón en los años setenta, y se entrelaza con todas las historias anteriores formando un círculo perfecto.

Aunque todas las novelas están relacionadas y se basan en la primera, admiten una lectura independiente. Sin embargo, mi experiencia de leer las obras en desorden, y luego releerlas en el orden establecido por Mishima, siguiendo la secuencia personal, me lleva a recomendar leerlas en el orden presentado.

La lectura de las obras de Yukio Mishima puede parecer extraña para el lector occidental, por la selección de sus personajes, por los temas que trata, por su intento de analizar conductas humanas poco comunes, y por la inmersión en la cultura japonesa del siglo pasado, tan diferente de la nuestra, sin embargo en estos textos puede uno recrearse en una técnica narrativa esplendorosa, que nos familiariza con los usos y costumbres del país del sol naciente.



Cosas

De salud y sanaciones 

Cómo destapar los oídos de manera natural

La acumulación de cera puede crear tapones que dificulten la audición. Para no llegar a estos extremos, ciertos remedios caseros pueden servir como complemento del tratamiento médico.

Por diferentes motivos, se nos pueden tapar los oídos, ya sea por un exceso de cera o porque ingresó agua que derritió la cera y formó un tapón. Usando remedios caseros se puede ayudar a destapar los oídos, evitando las molestias y la falta de audición, a la vez que se evitan las posibles infecciones.

¿Por qué se tapan los oídos?

Una de las razones más habituales son las infecciones respiratorias; es decir, aquellas que ocurren en el tracto respiratorio superior, como es el caso de la sinusitis o los resfriados.

En estos casos, los conductos que unen la nariz con el oído interno se llena de mucosidad, lo que puede provocar taponamiento de oídos. Es por eso que los descongestionantes nasales se proponen como una solución potable para destapar los oídos.

La segunda causa es la acumulación de cera, sobre todo cuando se forman tapones muy gruesos que solo se pueden quitar con las herramientas y conocimientos correspondientes.

Otra de las principales causas del taponamiento de oídos, como se dijo antes, es el agua. Cuando nos sumergimos, es probable que parte del agua acceda al oído medio y produzca el llamado oído de nadador.

Esta agua, tarde o temprano saldrá, pero habrá provocado que la cera acumulada en las paredes del conducto auditivo se derrita y se genere un tapón.

Estar a más metros de altura de lo que se está acostumbrado también causa taponamiento en los oídos. Por ello, es frecuente que las personas cuando viajan en avión presenten esta molestia, sobre todo durante el despegue. También ocurre al hacer excursiones o viajes a sitios a varios miles de metros sobre el nivel del mar.

Cómo destapar los oídos según la causa

Hay diferentes medios para destapar los oídos. Elegir uno u otro dependerá de la causa que haya provocado en problema. Antes de recurrir a cualquiera de estas alternativas caseras, recuerda que ninguna de ellas puede sustituir el tratamiento indicado por el médico. Si los oídos no se destapan tras varios días, la consulta médica debe realizarse sin excepción.

Acumulación de cera

En el caso de que los oídos comiencen a taparse debido a la acumulación de cera (y antes de que se forme un tapón) se pueden destapar con unas gotas de alcoholque también ayuda a secar el oído luego de la extracción de la cera.

Inclina la cabeza y vierte algunas gotas, usando un cuentagotas. Mantén la posición durante cinco minutos. Coloca un poco de algodón en la oreja y regresa a la posición vertical.

Otra opción para destapar los oídos es mezclar unas gotas de agua tibia y de aceite de oliva o aceite para bebés, según recomiendan publicaciones especializadas.

Para hacerlo, coloca en el oído de lado y dejar cinco minutos. Limpia cualquier resto que pueda salir del oído con un paño limpio. Enjuaga con agua tibia para ablandar la cera y seca con una toalla, muy suavemente.

Y, en cualquiera de los casos, resiste a la tentación de usar hisopos (bastoncillos de oídos), pues estos lo que hacen es compactar la cera y ayudan a la formación del tapón.

Taponamiento por altura

En el caso de que el taponamiento de los oídos se produzca por un viaje en avión o diferencia de presiónse puede aliviar mascando chicles o bien chupando un caramelo. Juntar una buena cantidad de saliva en la boca y tragar de una sola vez ayuda a equilibrar la presión.

Para destapar los oídos, otra buena opción es abrir la boca lo más que se pueda para forzar un bostezo. El aire que ingresa equilibrará la presión.

También puedes apretar la nariz para tapar las fosas nasales y exhalar con la boca cerrada; no lo hagas demasiado fuerte porque puedes dañar los tímpanos.

Resfriado y sinusitis: causas del taponamiento de oídos

Si los oídos se tapan por causa del resfriado o la sinusitishacer un baño de vapor puede ser una solución perfecta y, sobre todo, integral. Inhala el vapor para descongestionar no solo los oídos, sino también la nariz. Si añades al agua que se hervirá unas gotas de aceite de eucalipto, conseguirás mejores resultados.

Puedes también sonarte la nariz con un pañuelo, varias veces, para expulsar toda la mucosidad extra y aliviar la congestión general.

Además de los ya indicados antes, Cleveland Clinic indica que también se puede usar agua oxigenada, colocando una o dos gotas en el oído tapado. Tal vez se necesiten varios minutos para disfrutar del alivio.

Ambiente seco

Si la congestión está causada por vivir en un ambiente seco, usa un humidificador de niebla fría en la sala o en la habitación. Esto ayudará a eliminar la mucosa acumulada y destapar los canales auditivos y nasales.

Una receta casera que se usaba hace muchos años (seguro por nuestras abuelas o madres) es colocar agua caliente en una botella con tapa. También se puede usar la típica bolsa de agua caliente o para los más modernos, la almohadilla eléctrica.

Acuéstate sobre el agua caliente, apoyando el oído afectado en la botella. A los pocos minutos deberías sentir cómo la cera se empieza a derretir. Consulta con tu médico antes de recurrir a esta alternativa, para asegurarte de utilizarla correctamente.

Por último, se aconseja siempre acudir al médico si el taponamiento continúa y ninguno de los tratamientos surte efecto. Es importante no exceder su aplicación, ni la cantidad aplicada, pues puede haber problemas en los oídos.

de salud


Pagidivertida

Paulina Camacho Jiménez

NOTITAS


Ser maestro es una de las labores más nobles del ser humano. Cada 15 de
Mayo les dedicamos un día para agradecerles de su trabajo. El día mundial
del maestro es un día internacional que tiene por objetivo de sensibilizar a la
importancia y el rol de los maestros en el sistema educativo.
Los maestros contribuyen mucho al desarrolló de sus países asegurando la
transmisión del conocimiento. Los maestros juegan también un gran rol
cívico porque su tarea contribuye a preservar la cohesión social. El UNESCO
creó este día para llamar la atención de ciertos gobiernos sobre las malas
condiciones laborales que deben enfrentar los maestros. En el mundo, los
maestros tienen varias condiciones laborables. En ciertos países, los sueldos
de los maestros son muy bajos, y a veces ni existen.
La fecha del día del maestro fue establecida el 15 de Mayo para coincidir con
2 fechas : el día de San Juan Bautista de La Salle (patrono universal de todos
los educadores) y la toma de Querétaro en 1867.

Itzel Guadalupe Herrera Becerril. 13 años

HABÍA UNA VEZ

El avaro

Érase una vez un hombre muy rico que vendió todo lo que tenía a cambio de
varios lingotes de oro. Y para que nadie le robara, enterró el oro en un
bosque. Todos los días acudía al lugar para comprobar que su oro seguía allí,
sin saber que un ladrón lo vigilaba escondido.

Una noche, el ladrón desenterró el oro y se lo llevó. Cuando el rico descubrió
el robo, dio tal grito que un vecino se acercó a ver qué pasaba. El hombre rico
lloraba, desesperado. Entonces el vecino tomó unas piedras, las enterró en el
mismo lugar y dijo:

—Aquí tiene su tesoro. Sabe que nunca habría gastado sus lingotes. ¿Qué
más le da, entonces, que sean piedras? Así por lo menos dejará de sufrir.
Moraleja: Corazón codicioso no tiene reposo.

Alma Cecilia Hernández Vázquez. 11 años

CONSEJO
Cambia el centro comercial por el mercado. Estarás comprando productos
más frescos y seguros, sin transgénicos, además de apoyar a productores
locales reactivando nuestra economía.

Daniela Camacho Lumbreras. 10 años

CHISTES


-¿Qué le dice una taza a otra?

¿Qué taza ciendo?
-¿Qué le dice un semáforo a otro?
-¡No me mires que me estoy cambiando!

Aranza Barrera Méndez. 11 años

CURIOSIDADES DEL MUNDO


¿Sabías que el calamar gigante tiene 3 corazones y su sangre es azul?

Rosa Elizabeth Ambriz López. 11 años

JUGUEMOS A

Rosa Elizabeth Ambriz López. 11 años

De la cocina

RAJAS POBLANAS CON POLLO

INGREDIENTES:

  • 4 chiles poblanos.
  • 1 pechuga de pollo sin piel y sin hueso cortada en tiras delgadas.
  • ½ litro de crema.
  • ½ taza de caldo de pollo.
  • 4 cucharadas de aceite 
  •  1 cebolla rebanada.
  • 1 taza de queso panela en cuadros.
  • 1 taza de granos de elote.
  • Sal

PREPARACION:

Asa, pela y desvena los chiles poblanos. Retira las semillas y los tallos y corta en rajas.

En un sartén calienta aceite y agrega la cebolla, cuando cambie de color agrega los chiles poblanos y el pollo, sazona con sal y cocina hasta que el pollo se vea dorado.

Añade ahora los elotes, mezcla la crema con el caldo de pollo y vierte sobre el sartén.

Cocina hasta que el pollo esté bien cocido. Justo antes de servir agrega el queso en cubos.